Seguramente alguna vez te ha pasado que planeas alcanzar una meta cuyo proceso al final dejaste sin concluir… pues aunque no lo creas es más normal de lo que parece, además de que se trata de una situación que la mayoría de nosotros ha tenido que enfrentar por lo menos más de una vez. Para evitar que te pase muy seguido, queremos compartirte 3 tips que te ayudarán a terminar todo lo que empiezas:

1.Establece metas claras

Piensa qué es lo que en verdad quieres alcanzar de manera muy específica. Siempre plásmalo de manera realista.

2.Plantea objetivos medibles

Dentro de tu camino a la meta, establece pequeños objetivos que puedas ir palomeando, mismos  que son necesarios para cumplir con lo que te propones. Por ejemplo, si tu meta es hacer un curso en el extranjero, ve palomeando objetivos como: aprender el idioma del país, conseguir tu visa/pasaporte, juntar los papeles que te piden etc. El secreto es que sepas exactamente cuáles son los pasos que deberías seguir.

3.Crea una rutina

Para alcanzar una meta debemos ser constantes en nuestras acciones, es por eso que te recomendamos crear rutinas con las que cumplas a diario, las cuales involucren trabajar en tu meta. Diariamente, destina un momento de tu día a todas aquellas actividades necesarias, verás que cuando menos te des cuenta, tendrás lo que planeas.

 

(Por Elizabeth Almazán)

TE PUEDE INTERESAR