Desayuna como rey, come como príncipe y cena como mendigo. 

Seguramente has escuchado esa frase muchas veces, y es que siempre nos han dicho que el desayuno es el alimento más importante del día, el responsable de nuestra energía y rendimiento. Lamentablemente, muchas veces confundimos este consejo con la idea de que nuestro desayuno debe ser inmenso, con  millones de calorías y que nos deje sin hambre hasta la tarde, pero esto no debe ser así; el desayuno debe ser balanceado y nutritivo, hay algunos alimentos que debes alejar de tu dieta matutina si es que quieres cuidar tu salud. ¡Toma nota!

1. Embutidos 

Jamón, tocino, salchichas… Trata de restar estos alimentos a la hora de tu desayuno, ya que son asociados con cáncer colorrectal.

2. Cereales azucarados 

Algunos cereales están saturados de azúcar y carbohidratos, te dan la sensación de una alta de azúcar y de energía, pero así como sube de manera inmediata, baja de golpe y te ‘roba’ la energía. Cambia estos cereales por unos con mucha fibra y proteína.

3.  Miel de maple 

La miel de abeja es de los mejores endulzantes que existe, trata de sumarlo a tu dieta, ya que la miel artificial tiene fructosa y maíz, los cuales son pésimos para tu salud, engrandece la obesidad, la inflamación abdominal y lo que es peor es que pueden ser causantes de cáncer y diabetes.

4. Yogurt light 

Creemos que son maravillosos porque contienen muy pocas calorías y tienen sabores que nos encantan, sin embargo están hechos de puros endulzantes artificiales y químicos, lo que afecta a la salud, mejor prueba los yogurts bajos en grasas.

(Lety Casarín)