Culminada la entrega de los premios más importantes de la industria cinematográfica queda un motivo de consuelo para quienes no ganaron, volver la mirada a quienes han estado una o varias veces cerca del momento de gloria que viene tras la frase “Y el Oscar es para…” pero que al final se quedaron aplaudiendo.

A continuación el caso de 6 histriones que han pasado por la agridulce experiencia. Y viven para contarlo.

1.- Tom Cruise

Imposible negar que Tom es uno de los actores más taquilleros y atractivos de su generación, pero la verdad es que ha tenido poca suerte en sus intentos por seducir a la Academia.

Estuvo muy cerca de lograrlo en 1990, con su desempeño como un frustrado ex combatiente de la guerra de Viet Nam en Nacido el cuatro de julio. En aquella ocasión el Oscar fue para Daniel Day-Lewis que conmovió a los críticos como un artista plástico con parálisis cerebral en Mi pie izquierdo.

2.- Amy Adams

A sus 43 años es una de las actrices más completas de su generación. La Academia lo sabe, no es obra de la casualidad que la ha nominado en cinco ocasiones (4 en la terna de Mejor Actriz Secundaria y una en la de Mejor Actriz).

Pero el Oscar no ha llegado, ni siquiera en 2014 cuando todo indicaba que lo recibiría por su trabajo como una estafadora irredimible en Escándalo Americano. La estatuilla quedó en manos de Cate Blanchett, la mujer adinerada que pierde su fortuna y la cordura en Blue Jasmine.

3.- Annette Bening

Con casi cuatro décadas en Hollywood, Annette Bening puede jactarse de contar con tres nominaciones a Mejor Actriz, nada mal si no fuera porque todas se quedaron en eso.

Tuvo la oportunidad de romper la racha en 2011 con su simpático desempeño como integrante de un matrimonio de lesbianas en Los niños están bien, pero Natalie Portman le arrebató la estatuilla con su papel de una bailarina con doble personalidad en El cisne negro.

4.- Ed Harris

Este actor de 66 años comenzó su carrera en teatro y tardó tiempo en interesarse en el cine, de ahí que lo ubiquemos desde siempre con roles de edad madura.

En su carrera ha cosechado tres nominaciones como actor de reparto y, una, en 2001, en la máxima categoría actoral, por su impecable trabajo como un pintor atormentado en Pollock.

En aquella oportunidad se quedó aplaudiendo a Russell Crowe, premiado por su trabajo como un esclavo que busca venganza en Gladiador.

5.- Glenn Close

A punto de cumplir 43 años de carrera artística, Close ha estado nominada en seis ocasiones (tres en la terna de Mejor Actriz Secundaria y tres en la Mejor Actriz), pero solo eso.

La ocasión en que estuvo más cerca de la estatuilla fue en 1989 por su estupendo desempeño como una perversa cortesana en Relaciones Peligrosas.

La Academia optó finalmente por premiar a Jodie Foster por su papel de una mujer de mala reputación que resulta violada y enfrenta a sus agresores en Acusados.

6.- Michael Keaton

Con una trayectoria que abarca casi 5 décadas, Keaton ha sido un actor constante pero no de premios.

En 2014 vio como su carrera tomó un segundo aire con su protagónico en Birdman, o la inesperada virtud de la ignorancia, a tal grado que fue el favorito para llevarse el Oscar a Mejor Actor.

En su camino al premio se cruzó Eddie Reymane con su impactante recreación de un tetrapléjico en La teoría del todo, y se lo arrebató.

(Por Pedro C. Baca)