Muchas veces cuando estamos enamorados de nuestra pareja no nos damos cuenta de que posiblemente al estar con ella más que hacernos bien, nos hace un mal terrible. Estamos tan enamorados que no percibimos que estamos en una relación abusiva. Pero si tú, por alguna razón no te estás sintiendo 100% cómodo en tu relación, puede ser momento de empezar a poner atención en ciertos detalles.

Estas son algunas señales que podrías notar en una relación violenta:

  1. Te critica:

Cuando estás con una persona abusiva, ésta te criticará y te molestará por cosas como tus ideas, tus creencias, tus sentimientos y hasta tu cuerpo, nada de ti se salva. Lo peor de todo esto es que las críticas pueden parecer constructivas pero en realidad sólo son comentarios negativos.

  1. Es explosivo y volátil:

Un segundo puede estar bien y feliz, pero cuando algo no le gusta explota de una manera muy impredecible. Esto te puede dejar sintiendo siempre alerta porque no sabes cómo va a reaccionar tu pareja.

  1. Te limita:

De una u otra forma no te deja tomar tus propias decisiones. Te trata de controlar y de que siempre hagas algo que con la cual el esté de acuerdo.

  1. Te castigan:

Cuando te quiere enseñar algo, generalmente recurre al castigo. Muchas veces estas personas recurren al castigo del silencio, en donde te dejan de hablar hasta que hagas lo que ellos quieren.

  1. Te culpan de su mala actitud:

Nunca toma responsabilidad sobre su forma de comportarse, siempre va a tener un pretexto del porqué actuar como lo hace. Puede ser desde su trabajo hasta su familia y claro, tú.

  1. Te dice que va a cambiar y no lo hace:

Una relación abusiva siempre va tener un momento rosa en donde parece estar súper bien. Tu pareja te dice todo lo que quieres escuchar, te cuenta cómo todo fue su culpa y que ya va a cambiar. Sin embargo, esta época termina y te vuelve a hacer sentir mal.

TE PUEDE INTERESAR