Michoacán es el destino perfecto para un viaje en pareja. Gastronomía, arquitectura, hermosos paisajes, tradiciones, artesanías y su diversidad geográfica, brindan a las parejas un sinfín de posibilidades y actividades a realizar en este bello estado; desde una caminata tranquila por el centro de Morelia hasta visitar los santuarios de la mariposa monarca.

Para que este 14 de febrero te animes a convertir a Michoacán en tu destino romántico, te hacemos el conteo de algunos de lugares que no te puedes perder para nada.

Morelia

Podrás llevar a cabo innumerables actividades como recorrer el centro para vivir y observar todo lo que ofrece sus cinco siglos de historia, disfrutar de su arquitectura (acueducto, catedral), caminar por sus plazas, visitar sus mercados, el zoológico, sus museos, apreciar las artesanías típicas (alfarería, cestería, vasijas, loza) y disfritar su deliciosa con su gastronomía en alguno de sus restaurantes.

Apatzingán

El centro de la ciudad conserva, en buena medida, la apariencia de las viejas poblaciones tierracalentanas de Michoacán: una plaza al centro con abundante vegetación, a la cual desembocan calles rectas, portales comerciales y edificios del gobierno local en su entorno; en color blanco, tejados de barro a cuatro aguas y, aunque moderna, la Catedral de la Diócesis de Apatzingán por lo cual es el lugar perfecto para aquellas parejas que requieren tranquilidad en su viaje.

Pátzcuaro

Centro místico por excelencia, al ser un importante centro ceremonial Purépecha en la época prehispánica, su ciudad y alrededores son sitios apacibles y hermosos. Los enamorados podrán recorrer la Basílica de Nuestra Señora de La Salud, la Casa de los Once Patios, la Iglesia El Sagrario y el hospital de Santa María, entre muchos otros lugares que los harán regresar.

Los paseos en lancha, kayak y motos acuáticas son alternativas que ofrecen los lagos de Pátzcuaro y Zirahuén. Para quienes les apasiona el riesgo y la adrenalina, se recomienda acudir al Cerro del Estribo, desde ahí se pueden emprender vuelos en ala delta y parapente para gozar de una irrepetible experiencia sobre el Lago de Pátzcuaro.

Uruapan

Esta región es ideal para las excursiones, el campismo, senderismo, ciclismo de montaña, paseos a caballo y natación, particularmente en La Tzararacua, Barranca de Cupatitzio, La Alberca y Chorros del Varal. Los dos últimos sitios son preferidos cuando se buscan deportes de aventura como el rappel, pero tratándose de escalar montaña la mejor opción es el Pico de Tancítaro.

Monarca

Esta región se distingue por ser la conjugación perfecta de salud, reposo, diversión y cultura. Destaca por su riqueza en bellezas naturales compuestas de bosques de pino, encino y oyamel, lagunas y manantiales de aguas termales, aptos para la práctica del turismo de aventura.

Zamora

En este lugar las parejas podrán disfrutar de una caminata tranquila por el centro histórico, visitar la catedral, el teatro obrero, el Centro Regional de las Artes Michoacanas polémico por su estructura de acero o pasar por el Parque Nacional “Lago de Camécuaro”, área natural protegida, apreciar su flora y fauna, pasear en lancha, acampar, nadar o bucear.

La Costa

Para un viaje romántico pueden disfrutar de las playas existentes en los 213 kilómetros de litoral michoacano, que brindan amplias posibilidades de esparcimiento y sana diversión. Se pueden vislumbrar hermosos paisajes, además de la flora y fauna que se puede contemplar tranquilamente sentado o caminando sobre fina arena, donde se tiene la opción de acampar, nadar en el mar, pasear en lancha, moto acuática, kayak o practicar la pesca deportiva.

(Información y fotografías cortesía de Eme-media)