Si necesitabas una razón más para adorar a Gal Gadot en su personaje de Mujer maravilla, esto te dará aún más argumentos.

Es bien sabido que durante la producción de una película, muchas veces se tienen que hacer re filmaciones para pulir detalles o cambiar aspectos que pudieron hacer salido mal durante los primeros rodajes. Este proceso se llevó a cabo con el film de Wonder Woman, por lo que la protagonista tuvo que regresar al set de filmación, aún cuando tenia 5 meses de embarazo. Su abdomen se ocultó con efectos especiales por lo que es imperceptible durante la película.

 

TE PUEDE INTERESAR