La Homeopatía cura, va a la raíz de la enfermedad no a aliviar los síntomas.  Este es uno de los aspectos más interesantes del método terapéutico, su forma de actuar frente al mal. Si usamos un medicamento este lo que hará será estimular nuestras propias defensas para restablecer la salud.

Estos fármacos se seleccionan de forma individual en función de la ley de similitud, enunciada por el Dr. Samuel Hahnemann, fundador de la Homeopatía, a finales del siglo XVIII. La eficacia de la misma la avalan los más de 200 años de experiencia clínica de médicos homeópatas. En Francia, Reino Unido, Alemania y Suiza, incluyen los remedios en sus sistemas de sanidad públicos. Si quieres saber si los medicamentos sirven para cuidar las emociones, no dejes de leer lo que sigue.

homoeopathie1vers.20060615.doc

Utilizar remedios homeopáticos puede serte útil si quieres mejorar tu mente y tu espíritu, porque colaboran a mantener el estado de ánimo equilibrado. En muchas ocasiones la enfermedad física es el resultado de un desequilibrio emocional que persiste a través del tiempo. Las emociones no surgen de la nada, sino que están relacionadas con nuestro modo de interpretar lo que nos sucede. Esta reacción puede dar lugar a dolores de estómago o de cabeza, tensión muscular, ansiedad o depresión tal y como han demostrado algunos estudios en los que se ha visto cómo pueden aparecer estos síntomas tras un acontecimiento estresante.  Los medicamentos no cambian nuestra personalidad, pero nos ayudan a conseguir el equilibrio perfecto.

Homeopatia_gotas

Algunos de los medicamentos más utilizados se emplean para la depresión, ansiedad crónica y falta de confianza en sí mismo. Otros están indicados si sufres pensamientos repetitivos, ira, frustración, irritabilidad, culpa por todo, en especial cuando tienes problemas en la vida y sientes que una nube oscura se cierne sobre tu cabeza o si eres una persona reservada con baja autoestima que temes no ser aceptada por el resto de los seres humanos. Funcionan para la cólera, la  tristeza y el miedo.

El método terapéutico es útil siempre y cuando quien recete los remedios sea un médico homeópata certificado. Cuéntanos, ¿probaste alguna vez algún fármaco para cuidar las emociones?

(Por Alejandrina Aguirre Arvizu)