Kate Middleton se ha convertido en todo un símbolo de realeza y elegancia. Sin embargo, antes de que se convirtiera en la esposa del Príncipe William y en Duquesa de Cambridge, Kate era un una persona sumamente normal.

Hoy en día Middleton se dedica al 100% a ser mamá y cubrir con su rol de realeza ya que se le complica trabajar y realizar un trabajo normal. Pero esto no siempre fue así, antes de casarse la Duquesa llevaba una vida mucho más convencional.

Antes de St Andrew’s University:

Kate decidió dedicar un año de su vida, antes de entrar a la universidad, a trabajar en un programa de caridad en Chile y después estudiar en el British Institute en Florencia, Italia.

Al graduarse:

Después de haber estudiado historia del arte, Kate trabajó para sus papás en sus Party Pieces, un negocio que se dedica a surtir productos de fiestas. Después de un tiempo, se mudó a Londres y trabajó para una una tienda de moda como compradora de accesorios.

En noviembre del 2010 anunció su compromiso con el Príncipe William y su vida cambió para siempre.

TE PUEDE INTERESAR