Lo impuso Chanel y hasta la fecha sigue vigente. Y por es para menos, pues toda mujer debe tener uno de ellos en su closet.

TE PUEDE INTERESAR