Empezar una relación puede ser muy difícil, muchas veces nos ponemos nerviosos y no sabemos qué decir o cómo actuar. También nos pasa que nos gana la ansiedad y empezamos a usar el teléfono en medio de nuestra cita. Todo esto es normal, pero no sólo porque sea normal significa que sea bueno para nosotros.

Si queremos tener una cita que se convierta en una relación, tenemos que dejar de hacer lo siguiente: 

1. Conocer a la persona en línea.

Una de las peores cosas que podemos hacer es meternos a acosar a nuestro date en redes sociales. Esto es por dos razones: La primera es porque muchas veces lo que vemos en internet no es 100% verdadero y la segunda, porque la primera cita es para conocer a la persona, que nos cuente quién es.

2. Esperar de más.

El hacernos los difíciles nunca es la mejor opción. No somos cool por no contestar, solo nos vemos groseros y parece que no nos gustó pasar tiempo con la otra persona.

3. Requisitos estrictos. 

Es muy común tener una lista de requisitos que queremos en una persona, pero si no estamos dispuestos a sacrificar uno que otro, nunca vamos a encontrar una pareja. No podemos pensar que la persona que describimos en nuestra mente realmente existe.

4. Sólo mensajes.

Si pretendemos tener una relación por medio de mensajes de texto, estamos perdidos. No podemos conocer a una persona a través de sus respuestas escritas, necesitamos verlos y conversar cara a cara.

5. Hablar y hablar. 

Muchas veces se nos olvida escuchar a la otra persona y nos dejamos llevar por el momento y solo hablamos de nosotros y nuestra vida. Escuchar a la otra persona nos enseña mucho de su forma de ser y nos ayuda a entenderlos mejor. Siempre es bueno para resolver los problemas que se enfrenten después.