Estos deberían ser días de mucha alegría para Magdalena de Suecia. Está embarazada por tercera vez y la noticia satisface el anhelo que comparte con su esposo, el empresario británico Christopher O’Neill, de formar pronto una gran familia.

Apenas se casaron en mayo de 2013, así que el nacimiento de su tercer descendiente tendrá lugar antes de que festejen su quinto aniversario de bodas.

Sin embargo, hay algo que tiene muy molesta a la hija menor del rey Carlos Gustavo, la filtración de la noticia a la prensa sensacionalista, lo que la obligó a confirmarla a través de su cuenta de Twitter. Ella quería algo más especial.

Magdalena y su marido con sus hijos Leonor y Nicolás.

Magdalena esperaba anunciar la buena nueva a fines de este mes, primero por razones de protocolo, pero también para no eclipsar los festejos por el nacimiento de su sobrino, el principito Carlos Walter, pero no pudo cumplirlo.

Con su hermano y su cuñada, los príncipes Carlos Felipe y Sofía

Lo peor de todo es que solo unos cuantos parientes y amigos muy cercanos sabían del nuevo embarazo, así que ahora la princesa se siente traicionada, pues le queda la sospecha de que alguno cometió la indiscreción a cambio de una fuerte suma de dinero.

La Casa Real sueca está investigando. Por lo pronto se espera que el nacimiento del nuevo príncipe o princesa sueco ocurra entre mayo y junio de 2018.

(Por Pedro C. Baca)

TE PUEDE INTERESAR