Descubre cómo, cuánto, cuándo y dónde bebemos cerveza.

Si se toma de forma moderada, la cerveza tiene buenos atributos y resulta, en efecto, una bebida de moderación pues, en comparación con otras, contiene muy pocos grados alcohólicos: entre 2 y 6 grados Gay Lussac (G.L., la medida de referencia). Si consideras que el vino tiene en promedio unos 11 o 12 G.L., o el tequila y otros destilados de 38 a 45 G.L. –lo que significa que casi la mitad de la botella es alcohol puro–, verás que la chela es una opción conveniente cuando se le trata de refrescarse e, incluso, de hidratarse (no es broma, hay estudios científicos al respecto).

En fin, lo que te queremos contar es que según un sondeo de la empresa Kantar Worldpanel entre hogares mexicanos, esta bebida es una de las favoritas. Ve estos números y lo comprobarás:

Siete de cada 10 familias de este país compraron cerveza en el último año, y los días de mayor consumo son, claro, los fines de semana: entre el sábado y domingo se concentra el 63% de las compras y el viernes apenas 9%.

 

Por su tipo:

33% es light, mientras que el siguiente 67% es normal, con todas sus calorías.

91% de las cheves son del tipo clara, sólo el 8% son oscuras.

 

Qué envase se prefiere:

56% viene en botella

44% en lata

 

¿Y dónde vamos a comprarla?

40% se adquiere en la tiendita de la esquina

30% en depósitos de chelas, y

11% en tiendas de conveniencia.

Por cierto, es el norte del país donde más se compra cerveza, pero la ciudad de Monterrey es la reina: ocho de cada 10 hogares la tienen en su refrigerador y si el país compra 32 litros al año en promedio, los regios casi doblan la cifra: ¡59 litros!

Luego de ver estos números, dinos: ¿estás en el rango o de plano prefieres abstenerte de esta bebida, creada hace miles de años en Egipto?

(JR)

 

TE PUEDE INTERESAR