Si aún no has ido a ver a los cines, Star Wars: el ascenso de Skywalker, un viaje épico,  la esperada conclusión de una de las sagas más exitosas por más de cuatro décadas, quizá es momento que lo hagas.

Seguramente tu pareja es fanático de este tipo de cintas y te apresurará para que lo acompañes. Sorpréndelo al comentarle algunas situaciones de la cinta,

Estas son las razones para que no te la pierdas:

1. El regreso de personajes icónicos de la saga

Tal vez volveremos a ver, en espíritu, a Anakin Skywalker / Darth Vader quien podría ayudar a su nieto Ben Solo / Kylo Ren a dejar el lado oscuro y regresar al camino Jedi, pero para que eso pase tendrá que librar varias batallas peleando contra Rey (Daisy Ridley) quien está en busca de su identidad y de saber por fin de dónde viene y quiénes son sus padres.

También aparecerá, según el tráiler oficial) otro enemigo mucho más peligroso, el Emperador Palpatine / Darth Sidious, quien al parecer ha manipulado a Kylo para seguir en el lado oscuro. En un nuevo clip vemos como el joven Ben Solo (Adam Driver) va a un oscuro planeta y entra a lo que parece ser un antiguo templo, ahí escucha las palabras del antiguo emperador: “Al fin. Mi niño. He sido cada voz que alguna vez has escuchado en tu cabeza”, esas palabras son pronunciadas por Ian McDiarmid (Palpatine), James Earl Jones (Darth Vader) y Andy Serkis (Snoke).

Lando Calrissian (Billy Dee Williams) in STAR WARS: THE RISE OF SKYWALKER.

2. La nave que todos conocemos

Sin duda alguna, El Halcón Milenario es la nave que todos recordamos de esta saga. Cómo olvidar la cinta Una nueva esperanza cuando la Princesa Leia Organa intenta escapar en este vehículo de los soldados de asalto del Imperio que la tenía atrapada en la llamada Estrella de la muerte.

La nave era un carguero ligero corelliano propiedad de Lando Calrissian (quien por cierto aparece en Star Wars: el ascenso de Skywalker) que perdió contra Han Solo en un juego de Sabacc (juego de cartas complejo e impredecible). El Halcón tenía una apariencia un poco envejecida, pero contaba con numerosas modificaciones avanzadas para aumentar la velocidad, armas poderosas y un escudo, su motor hiperimpulsor le permitía ser una de las naves más rápidas de la galaxia.

Scene from STAR WARS: THE RISE OF SKYWALKER

3. ¿El fin de C-3PO?

Si es así los corazones de los fans se romperán en pedazos. Tripio como cariñosamente lo llamaba su “amo Luke” tendrá que decidir si quiere ser un héroe a no, recordemos que en todas las películas anteriores se ha visto al androide con bastante cobardía. Pero, ¿por qué tendría que tomar esa decisión? Según algunos rumores en este episodio aparece una daga que alguna vez fue propiedad de un usuario de la Fuerza leal a los Sith, la cual tiene una inscripción con un mensaje escrito en un idioma no conocido. Rey (Daisy Ridley), Poe (Oscar Isaac) y Finn (John Boyega) creen que esa daga puede ser la clave para localizar un Wayfinder, un dispositivo buscado tanto por los buenos como por los villanos de la historia que les sería de gran utilidad al que lo encuentre.

A pesar de dominar más de seis millones de idiomas, C-3PO sólo puede identificar la inscripción como un antiguo lenguaje Sith y el único que puede traducirlo es él, pero para eso habrá que borrar su memoria completamente a lo que sus amigos se oponen, pero el droide decide hacerlo. Sus ojos rojos anuncian que ahora podrá leer la inscripción para que los héroes localicen la daga. Con esto el simpático C-3PO se reinicia habiendo perdido toda su memoria y datos. ¿Ahora, no podrá recordar a sus grandes amigos y compañeros de grandes aventuras?

Anthony Daniels is C-3PO and Daisy Ridley is Rey in STAR WARS: THE RISE OF SKYWALKER

Fotos cortesía Walt Disney Studios Motion Pictures México (Jonathan Olley)