Hoy en día en México, más del 12% de la población tiene alguna deficiencia mental o física, es decir una discapacidad. Lamentablemente, nunca nos enseñan a convivir, vivir y colaborar con personas que padecen de alguna discapacidad y hay muy poca conciencia sobre la misma; pero existen fundaciones como ParaLife que buscan que la inclusión se convierta en un estilo de vida; dicha fundación trabaja para lograr que personas con discapacidades encuentren un empleo en el que puedan desarrollar al máximo sus capacidades en un ambiente de inclusión y respeto.

¿Qué pasa cuando no logramos incluir en un estilo de vida común y corriente a estas personas, cuando no sabemos darles oportunidades de crecimiento?

A pesar de lo que el nombre indica, las personas con discapacidades son muy capaces; pueden trabajar y llevar una vida dentro de sus posibilidades sana y normal, es cuestión de la sociedad el poder abrirse, solidarizarse e incluirlos. Te compartimos algunas recomendaciones que nos dio la Fundación ParaLife sobre cómo apoyar a gente con discapacidad, con el fin de sensibilizarnos y tratarlos con igualdad.

inclusion-social

1. Conocer la terminología adecuada

Con lo primero que debemos empezar es saber cómo dirigirnos a ellos y cómo hablamos de ellos. Existen términos apropiados para hablar de las diferentes capacidades y formas correctas para hablar de una persona discapacitada.

2. Preguntar qué es lo que necesita 

Muchas veces tenemos buenas intenciones y lo que buscamos es ayudar, sin embargo es muy difícil detectar cómo o en qué podemos apoyar. Es importante saber si la persona realmente quiere ayuda o está bien. Si no conocemos las necesidades específicas de las personas podríamos ocasionar algún daño, lo mejor es asegurarnos de que soliciten nuestro apoyo.     

3. Actuar con naturalidad

El trato que le brindemos a una persona con discapacidades debe ser lo más parecido al que le damos a cualquier otra persona, ya que esto ayudará a que le persona se sienta tranquila y en confianza, no los tratemos como un enfermo; porque no lo están. 

4. Comunícate clara y directamente

La paciencia cuando estás con una persona discapacitada es básica, ya que algunas pueden demandar de un poco más de tiempo para entender bien las cosas. Es muy importante comprender la situación y decir y repetir las cosas las veces que sean necesarias para que la comunicación sea óptima. 

5. Ser siempre pacientes y respetuosos

Simplemente ser nosotros mismos, usar un tono de voz normal y procurar ser muy amables y atentos. Cualquier persona a la que ofrezcamos ayuda estará agradecida de ello.

Si quieres más información sobre ParaLife visita http://www.fundacionparalife.org.mx/ o sus redes sociales fundacionparalife-sin-fondo-e1467135334537-copia

(Lety Casarín)