A todas nos encanta lucir un rostro limpio, fresco y que irradie belleza, pero a veces no lo cuidamos bien.

Es necesario reconocer que hay rutinas de belleza aparentemente fantásticas pero que no funcionan en tu cutis.

No debemos olvidar que la piel de nuestro rostro requiere de cuidados especiales que pasan por una rutina que debes seguir tanto por la mañana, como por la noche.

Con ese propósito , los expertos de Torongia, línea mexicana especializada en productos reafirmantes para la piel te recomiendan:

Preparar tu piel antes de dormir

Si piensas que, porque no te maquillas, no debes limpiar tu cutis antes de dormir estás en un grave error.

Haz un masaje en tu rostro y cuello con movimientos circulares con un shampoo facial, que ayuda a eliminar las impurezas en la piel.

Aplicar loción facial

Uno de los productos menos utilizados en la rutina de limpieza es la loción facial, a pesar de ello, es importante usarla diariamente.

Ese producto ayuda a minimizar los poros, equilibrar el pH y a revitalizar la piel.

Usar sueros faciales

La mejor opción son los de rápida absorción que deben ser aplicados desde el inicio del pecho hasta el nacimiento del cabello de manera ascendente.

Recuerda presionar tu mano hacia el rostro para que el producto penetre adecuadamente.

 Humectar tu piel

Existe el mito de que no debes utilizar cremas ni sueros faciales si tu piel es grasa porque brillará más.

Pero te informamos que es incorrecto

Debes humectar tu rostro para evitar una sobreproducción de sebo, únicamente debes elegir los productos con consistencia acuosa, más no aceitosa.

 Beber agua durante el día

La piel se nutre e hidrata con agua, por ello es importante ingerir al menos dos litros de este vital líquido al día.

Recuerda que una piel hidratada es igual a una piel lozana y muy bella.

Por Alejandrina Aguirre Arvizu

Fotos: Pixabay