Conservar tu cabello sano y fuerte te dará atractivo y alejará a la calvicie.

En otoño hay mucha humedad, viento y polvo que debilitan el cabello por lo que hay que cuidarlo para no perderlo.

Los expertos señalan que se nos caen entre 50 y 150 cabellos por día y tardamos hasta cuatro años en renovar nuestra cabellera en su totalidad.

Al mismo tiempo, se ha comprobado que septiembre y noviembre la caída capilar aumenta y se puede llegar al triple.

Un hombre con cabello fuerte y sano aumenta su atractivo.
Foto: Pixabay.

El cabello, como todo en la vida, cumple ciclos, es decir, nace crece y muere.

Para retrasar la pérdida debe fortalecerlo desde la raíz y mantenerlo vitaminado. No es difícil, existen tratamientos que te ayudarán en el proceso.

Recuerda, que todo el cabello que pierdas en esta estación del año, se recuperará al cabo de tres meses.

Así que si lo cuidas llegarás a Navidad con el look perfecto.

Pérdida evitable

Pero, ¿por qué se cae el cabello en esta estación? Es porque en otoño nuestro folículo descansa y por esa razón se cae mucho más.

A esto se le llama caída estacional y tiene tres fases:

  • Fase de crecimiento o anágena: dura entre dos y ocho años. El folículo está sano y su longevidad determina su longitud.
  • Fase de transición o catágena: dura tres semanas durante las que deja de crecer. El cabello cae y el folículo cambia de forma.
  • Fase de reposo o telógena: dura de dos a tres meses. Primavera y otoño son las estaciones que coinciden con esta fase donde el folículo. Apenas termina, la fase de crecimiento comienza nuevamente.

No todo está perdido

Puedes estar tranquilo, los expertos de Chili & Chili nos dan algunos consejos para que el cabello crezca fuerte y sano:

  • Lávalo con agua tibia, esto te ayudará a eliminar el exceso de grasa desde la raíz, pero no lo resecará.
  • Utiliza productos especializados control caída que sean libres de parabenos, EDTA y siliconas. Opta por los que están vitaminados con arginina y capsicum que fortalecen el cabello, además de eliminar impurezas y toxinas.
  • Deja que tu cabello se seque al natural. Aléjate de cualquier fuente de calor, esto podría acelerar la caída.
  • El otoño es ideal para utilizar sombreros o gorros. Si te gusta complementar tu look con este tipo de accesorios, trata de reducir su uso o incluso eliminarlo, ya que evitan que tu cabello se oxigene correctamente.

EAA

Fotos Pixabay