Harry y Meghan de Sussex dejarán de ser, después del último minuto de este 31 de marzo, miembros senior de la realeza británica.

No hay plazo que no se cumpla ni siquiera cuando se trata de miembros tan populares de la realeza como los duques de Sussex.

Al finalizar marzo, esta pareja dejará de realizar sus funciones como «servidores» de la corona británica, cumpliendo el deseo que plantearon en enero pasado.

Como recordarás, entonces Harry y Meghan de Sussex, hasta hoy, Altezas Reales, propusieron tomar distancia de la familia real y trabajar de manera independiente.

Emotivo agradecimiento

Fieles a su estilo tan cálido como cercano al público, Harry y Meghan de Sussex se despiden con un emotivo mensaje en su cuenta de Instagram.

Ahí , hacen una breve reflexión de lo que les lleva a tomar un nuevo camino y dan gracias por el apoyo y la comprensión.

Llama la atención que lo firman con un simple «Harry y Meghan», y es que así quieren ser conocidos desde ahora.

Aunque bien se les puede llamar Señor y Señora Mountbatten Windsor.

Ruptura civilizada

Foto AFP

La verdad es que la «ruptura» del matrimonio con la familia real británica ha sido menos traumática de lo que muchos habían previsto.

La reina Isabel II dio su consentimiento, pero eso sí, les pidió no involucrar a la corona en ninguna de las actividades que realizarán a partir del 1 de abril.

Seguirán siendo príncipes y ostentarán el título de duques, pero no serán llamados Altezas Reales.

Harry y Meghan no pusieron la menor objeción. Al contrario, creen que de ahora en adelante gozarán de absoluta libertad y estarán fuera del alcance de los odiosos paparazzi.

Por lo pronto repartirán su tiempo entre Canadá y el Reino Unido, estarán concentrados en criar a su pequeño Archie Harrison, y atenderán una apretada agenda de compromisos altruistas.

¡Qué les vaya muy bien!

Por Pedro C. Baca

Fotos AFP