¡Lo ha hecho de nuevo! Una vez más Kim Kardashian brilla por sus tan comunes polémicas que parecen nunca terminar. De las últimas en las que se le había visto envuelta se debió a la más reciente campaña que se encontraba preparando para lanzar su nueva fragancia KKW Body.

Para ello, la empresaria publicó una serie de fotografías en las que aparece practicamente desnuda, mismas que fueron severamente criticadas por los fans. Finalmente terminamos por enterarnos que se también se le había tomado un molde a su torso, mismo que serviría para convertirlo en la nueva botella de la fragancia.

 

Pero en esta ocasión la polémica no se debió a alguna de sus reveladoras fotografías en las que aparece casi siempre como protagonista, sino a una foto en la que aparecen sus dos hijos North y Saint, ambos pequeños tomando un baño juntos. Como era de esperarse, los fans no tardaron en hacerse notar y expresaron con disgusto lo inapropiado que les resultaba la foto.

“Esta es una imagen de sueño para los depredadores infantiles.»– comentaron algunos de los fans

A pesar de que el deseo de Kim era unicamente compartir un momento de sus vidas que le pareció importante registrar, no fue tomado con mucha aceptación por sus seguidores.

¿Le darías la razón a los fans?

 

My babies ????

Una publicación compartida de Kim Kardashian West (@kimkardashian) el