Sanna Marin, primera ministra de Finlandia, se casa con su novio de toda la vida.

A sus 34 años de edad, Sanna Marin es toda una celebridad en su país Finlandia.

Tiene que ver con que es su primera ministra desde diciembre pasado, pero también con que es una chica de su tiempo.

Sin descuidar su trabajo y el impecable esfuerzo para impedir la expansión del COVID-19 en la nación escandinava, la gobernante se casó en una ceremonia llena de detalles.

Lo más dulce para los finlandeses fue que la primera ministra se casó con Markus Raikkonen, su novio desde hace 16 años y con quien tiene una niña de añito y medio.

Joven gobernante

Sanna Marin figura entre los jefes de gobierno más jóvenes del mundo, ocupa el segundo lugar y sólo la supera el guapo canciller austriaco Sebastian Kurz, con 33 años de edad.

La juventud ha implicado todo un reto para ella, debido a la crisis provocada por la pandemia de COVID-19 que ha afectado tremendamente a sus vecinos del reino de Suecia.

Pero en Finlandia la situación está bajo total control y el país caracterizado por su altísimo nivel de vida está recuperando su vida cotidiana.

Eso permitió a la funcionaria darse un respiro.

Boda linda

En cuanto a la ceremonia nupcial de Sanna Marin y su ahora esposo, sabemos que el evento tuvo lugar en la residencia oficial de la primera ministra.

De acuerdo con el reporte oficial de su oficina estuvieron presentes «parientes y amigos muy cercanos y en todo momento se evitaron las aglomeraciones».

En su cuenta de Instagram, la jefa de gobierno publicó una foto en la que aparece, vestida de blanco y con un ramo de flores en la manos, junto a Markus Raikkonen.

«Estoy feliz y agradecida de poder compartir mi vida con el hombre que amo», apuntó la mandataria en su publicación.

Por Pedro C. Baca

Fotos AFP y Twitter