Lucía Méndez está que no cabe de gusto porque ya es un hecho la retransmisión de la telenovela El extraño retorno de Diana Salazar.

Se trata de la telenovela de época que abordó temas polémicos como la hechicería y los cultos oscuros, con la que la cantante guanajuatense consagró su carrera en su faceta de actriz.

La telenovela se transmitió originalmente en 1988 con récord de audiencia tanto en México como en otros países.

Su reestreno está previsto para el próximo lunes 27 de enero por el canal de TV de paga Tlnovelas.

Foto JDS

Para Lucía es un enorme regalo de cumpleaños, ya que le toca apagar velitas de pastel un día antes.

«Estoy muy emocionada porque El extraño retorno de Diana Salazar representó todo un reto tanto para mí como actriz, como para el equipo técnico», declaró la Méndez en exclusiva para JDS.

La actriz recordó que un miembro del equipo de efectos especiales le recomendó colocarse lentes de contacto amarillos. Fue un entonces jovencísimo Guillermo del Toro.

Foto JDS

En entrevista posterior a la presentación del proyecto en Televisa Chapultepec, Lucía Méndez recordó algunas anécdotas un tanto tétricas.

«Mi personaje tenía poderes telequinéticos y estaba involucrada con la brujería, lo que algunos aprovecharon para acusarme de pertenecer a una secta satánica», explicó.

«Entonces tenía tres meses de que había nacido mi hijo (Pedro) y tuve que ir a llorar con el procurador, quien me dio una carta aclarando que yo no tenía nada que ver con grupos satánicos».

Lucía recordó que para su telenovela contó con la colaboración de su compadre Juan Gabriel.

El Divo de Juárez le escribió «Un alma en pena», la canción que ella cantaba al inicio de cada capítulo,

«No olvido que me costó mucho trabajo aprendérmela porque es como un trabalenguas, pero fue un hitazo y todavía ahora la canto en mis shows», indicó la Méndez.

Por Pedro C. Baca

Con Info y fotos de JDS