La reina emérita Sofía de España recibe penosos calificativos por parte de Corinna Larsen, la examante del rey Juan Carlos.

Los dolores de cabeza no terminan para la más respetada integrante de la realeza española.

Sofía de España viene soportando con dignidad los dimes y diretes a los que está dando lugar la reciente salida de España de su marido, el rey emérito Juan Carlos.

Ahora, enfrenta los escandalosos titulares de prensa a que dan lugar las declaraciones de Corinna Larsen, la examante confesa del monarca.

En una larga entrevista con Paris Match, el principal semanario francés, Larsen denunció que la ahora reina emérita encabezó un plan para obligar a don Juan Carlos a dejar su trono.

La entrevistada aseguró que supo de la intriga por boca del afectado, quien, supuestamente le habló del rencor que le tenía doña Sofía, así como de su «obsesiva insistencia» en deshacerse de él.

Penoso antecdente

Juan Carlos y Sofía de España delante de su hijo, el actual rey Felipe VI.

Recordarás que Juan Carlos I renunció sorpresivamente a su corona en junio de 2014.

Para entonces su imagen pública estaba muy deteriorada por una serie de excesos:

Como irse de safari de lujo con su «amiga» Corinna Larsen.

Ante los ojos de todos, el rey había perdido la cabeza por la aristócrata danesa, con quien llevaba años relacionado sentimentalmente.

Mala influencia

La reina emérita española es conocida por promover las artes.

Desde su abdicación, Juan Carlos de España pasó a un discretísimo segundo plano.

Y en 2019 anunció su retiro de las actividades públicas.

Tuvo que dejarlo hace unos meses cuando la prensa de su país reveló de que la justicia española en colaboración con la suiza lo involucraban en una serie de operaciones ilícitas.

En esa red participaba… Corinna Larsen, a quien el monarca emérito entregó 68 millones de dólares que él recibió por gestionar contratos para empresas españolas en Arabia Saudita.

Estrategia de defensa

Corinna Larsen recibió «por amor» 68 millones de dólares del rey Juan Carlos I. Foto AFP.

Actualmente la señora Larsen se encuentra bajo proceso judicial acusada de lavado de dinero y podría ser condenada a cinco años de prisión.

Sin embargo, la mujer no se ha quedado callada.

Desde hace unos meses ha concedido varias entrevistas a medios prestigiados como la BBC y Paris Match.

En su encuentro con el semanario francés reveló lo que calificó como «las intrigas y deslealtades de la reina Sofía».

Oídos sordos

El escándalo que desataron estas acusaciones no ha modificado en nada la agenda de Sofía de España.

La monarca emérita se ha dejado ver en distintos eventos culturales con el semblante sereno y el trato cálido que la caracteriza.

Pero no dejó de mandar un mensaje cifrado a quien la acusa.

Participó en una campaña para limpiar las playas de Málaga, España.

Doña Sofía miró sonriente a las cámaras mientras colocaba varias bolsas llenas en un contenedor. Luego, invitó a todos a depositar la basura en su lugar.

¡Palabra de reina!

Por Pedro C. Baca

Fotos AFP y Casa de Su Majestad El Rey