Es hora de usar el vestido de una forma diferente, ¡úsalo como blusa! Si de repente no sabes que ponerte o ya estás harta de siempre usar las mismas camisas, puedes crear nuevas prendas. Deja tu vestido abierto de enfrente y pónlo con jeans, pantalón o shorts ya sean a la cintura o a la cadera. Verás que se ve increíble y que es super cómodo.

(Carolina Arellano S.)